¿Qué significa ser un "Millennial"?


10 Nov
10Nov

Por Pilar García

"Ya no tengo ninguna esperanza en el futuro de nuestro país si la juventud de hoy toma mañana el poder, porque esa juventud es insoportable, desenfrenada y simplemente horrible".

     ¿Te suena familiar esta frase?

     Bien pudo haber sido citada de artículos actuales que hablan sobre la "Generación Millennial", jóvenes de entre 17 y 37 años de edad que para el año 2020 ocuparán el 35% de la fuerza laboral mundial. Este grupo de personas son generalmente descritas como idealistas, narcisistas, con baja tolerancia a la frustración y con una marcada adicción a la tecnología... no suena muy esperanzador, ¿verdad?

     Con una descripción como la anterior, no es difícil pensar que la frase al inicio del artículo fue escrita pensando en el futuro que le depara al mundo en manos de esta generación... ¿y qué tal si te dijera que no es así?, ¿qué esta frase fue escrita mucho antes de saber que iba a existir una generación como esta?

     Hesíodo, considerado el primer filósofo griego, utilizó esa frase en el año 8 D.C.  para referirse a los jóvenes de su generación... y no fue el único. Personajes como Sócrates y algunos sacerdotes egipcios utilizaron conceptos muy similares para describir a toda una generación diferente a la suya, comparando su actitud con "El Fin del Mundo". ¡La juventud ha estado en un constante estado de crítica desde el inicio de los tiempos! 

     Neil Howe y William Strauss, autores del libro Generaciones: La Historia del Futuro de América, fueron los responsables de acuñar el término "Millennial", al intentar describir el posible comportamiento de aquellos individuos nacidos entre los años 1980 y 2004 (aproximadamente). Son jóvenes que vivieron el cambio de milenio, un avance tecnológico acelerado y con padres que tenían un estilo de crianza diferente al que se había visto antes.

     También conocidos como "Generación Y" o "Generación YO", son jóvenes que cuentan entre sus fortalezas: ser capaces de ajustarse fácilmente a programas y sistemas operativos nuevos; así como formar parte de una de las generaciones con mayor diversidad étnica de la historia, lo cual les ha inculcado más tolerancia a las diferencias culturales y deseo de crear una sociedad que goce de justicia social. Sin embargo, al estar tan relacionados con las redes sociales, son más propensos a comparar su vida con la de sus semejantes, analizando sus publicaciones y fotos, y desilusionándose por estar un paso detrás de la gente poseedora de la "vida perfecta"; suelen desconfiar de instituciones gubernamentales y religiosas por la falta de aceptación que perciben de ellas y su optimismo exacerbado en el futuro a veces no les permite ver claramente dónde se encuentran en el presente.

     Te puedo asegurar que no es la primera vez que lees algo relacionado con los "millennials", tal vez eres capaz de recitar todo lo anterior de memoria, cansa ¿no es así?, ser criticado tan severamente por generaciones anteriores a la tuya... pero, ¿qué harías si te dijera que no es la primera vez que algo así pasa?

     La "Generación X" (1965-1982), predecesora de los "millennials", fue descrita en sus tiempos como "la generación perdida" y sus padres, los "Baby Boomers" (1946-1964), fueron la original "generación yo", asociados hasta el cansancio con el movimiento hippie.

     ¿Lo ves?, no es la primera vez que esto ocurre... y tristemente no será la última. Nuestra sociedad tiene la costumbre de perder la memoria, olvidando gran parte de nuestra historia sin tomar en cuenta que tiende a repetirse. En palabras de la consultora Lindsey Pollak, conocida autora y expositora de temas concernientes a esta generación: "Los millennials quieren lo que todos deseamos; orientación y desarrollo; flexibilidad en horarios laborales y una sensación de coherencia y propósito; la única diferencia reside en que ellos están dispuestos a pedir que se les den estas experiencias mucho antes que generaciones pasadas". 

     El "Fin del Mundo" no va a llegar a consecuencia de esta generación o la que sigue, el verdadero "Fin del Mundo" llegará el día que dejemos de escucharnos, entendiendo qué nos diferencia los unos de los otros para crecer juntos y forjar un mejor presente para las futuras generaciones.

     Millennials, ahora recae en nosotros no olvidar nuestra historia, recordar lo difícil que es adaptarse al siempre cambiante mundo laboral y encontrar nuestro lugar en el mundo; así tal vez cuando se hable de nosotros en el futuro no nos señalen como la generación perdida, sino como la generación del cambio.

Comentarios
* No se publicará la dirección de correo electrónico en el sitio web.
ESTE SITIO FUE CONSTRUIDO USANDO